Atender la emergencia: un trabajo en equipo

Foto de Germán Otálora Eduardo Behrentz
28/08/2020
  • facebook
  • twitter
  • linkedin
Por Adriana Díaz
adiaz@uniandes.edu.co

Germán Otálora es médico, especialista en Administración, gerencia de recursos humanos; especialista en Gerencia de Salud Ocupacional y certificado en Alta Dirección en gestión y liderazgo estratégico. En Uniandes, donde está vinculado desde hace 33 años, implementó las primeras medidas de salud en el trabajo y participó en la creación del sistema de atención de emergencias. Una mirada a sus aportes como jefe del Departamento Médico y de Seguridad y Salud en el Trabajo en la coyuntura de la pandemia del Covid-19.

Hace unos 20 años cuando empezó a tomar forma el Comité de Emergencias de la Universidad, hablábamos sobre posibles riesgos, cómo prepararnos y en ningún escenario contemplábamos nada parecido a lo que está sucediendo…

No. Bajo la mirada de emergencias de aquella época, pensábamos en riesgo público, luego en riesgos naturales como incendios e inundaciones. Incluso, intrusiones al campus, amenazas de bombas. Eso hizo que oficializáramos los ejercicios de evacuación. El rector Carlos Angulo y el vicerrector Alfonso Mejía nos apoyaron mucho para estructurar el comité, fortalecer la brigada, entrenarnos. Luego pensamos en emergencias por materiales peligrosos, pero ni como estudiante de medicina ni en los posgrados ni en mi trabajo en urgencias pensé en algo así. Sí teníamos una inquietud de posible pandemia por la mutación del SARS de gripe aviar y que nos llegara a los humanos. Pero esto nos cogió por sorpresa sobre todo por la agresividad de distribución mundial del virus.

Qué le permitió a la Universidad atender la emergencia como lo ha hecho

El Rector estaba muy consciente de la situación, hablábamos al menos una vez por semana, incluso antes de que se detectara el caso cero en Colombia. Luego, Oscar Pardo, Maurix Suárez y yo, como cabezas del Sistema General de Emergencias de la Universidad, hablábamos a diario primero con el Rector y luego también con los vicerrectores. Se conformaron varios grupos de trabajo y de ahí salieron incluso recomendaciones para las autoridades sanitarias. Antes del simulacro de aislamiento, la Universidad ya había tomado la decisión de enviarnos a las casas. Es una capacidad muy grande la que tiene la Universidad de actuar sin, como en este caso, tener un sistema totalmente estructurado para gestionar este riesgo. Se ha hecho con participación de muchos, con trabajo en equipo. Además, la Universidad ha sido muy responsable en proteger tanto a sus empleados como a los contratistas. Inclusive, desde la segunda o tercera semana del aislamiento, estamos pensando en cómo sería el retorno al campus y ya hay un protocolo que toma en cuenta diferentes perspectivas, teniendo en cuenta los tres aspectos clave en esta situación: uso de máscara de protección respiratoria, distanciamiento social y lavado de manos.

¿Qué enseñanza crees que deja esta situación?

Nos invita a pensar más en comunidad. Soy un convencido de que cuando la humanidad piense en colectivo vamos a tener más justicia social, menos inequidad. Para la Universidad, refuerza que el trabajar mancomunadamente da mejores resultados que hacerlo de manera individual. También nos muestra la importancia de reconocer a los demás. Un ejemplo: los profesores tuvimos que capacitarnos para manejar la virtualidad y dar clases en diferentes plataformas. En mi caso, dictar una clase de medicina de manera virtual fue todo un reto. Fueron personas con conocimientos técnicos quienes nos enseñaron.

Creo que esta situación también nos muestra que las universidades no son los ladrillos ni los edificios. No importa el sitio, podemos seguir siendo comunidad universitaria. Y esta es amplia porque están las otras universidades, compartir información con ellas ha sido muy importante. Como médico, es una invitación a seguir aprendiendo.

Habilitaste el servicio de telemedicina para la comunidad, trabajas en el regreso seguro al campus, coordinas temas de actividad física y te vinculaste al equipo del proyecto Covida

Fue una invitación a partir de una conversación con Maribel Rincón. Ella me preguntó sobre bioseguridad a propósito de la compra de equipos de protección personal. Tocamos otros tópicos sobre riesgos biológicos y le ofrecí todo el apoyo de nuestro equipo. Maribel le comentó a Eduardo Behrentz y empecé a aportar en ese tema. Como anécdota, en 1991, cuando Margarita Gómez era directora de Recursos Humanos, asistimos a un curso sobre riesgos laborales y decidimos implementar el primer sistema de salud ocupacional que tuvo Uniandes. Ha evolucionado mucho el tema.

Además, eres la cabeza de la IPS Uniandes

Sí. Nosotros ya estábamos habilitados como IPS desde hace varios años, una IPS que no factura. Esa habilitación se va actualizando y la última la hicimos en marzo para prestar el servicio de telemedicina y laboratorio. Es temporal y nos permite hacer notificación de resultados de las muestras que procesa el laboratorio. En el proyecto Covida también analizamos con los epidemiólogos el comportamiento de la dispersión del virus y cómo las pruebas realizadas les sirven a ellos. Y en una de las reuniones, cuando fue inminente la realización del Drive Thru, pruebas en vehículo en Unicentro, me designaron como su interlocutor para coordinar esa colaboración. Esa labor ha sido de estrategia y de táctica, pero toda la logística y el montaje ha sido del equipo de la Vicerrectoría de Desarrollo. El trabajo de Maribel, Alejandra, Marco, ha sido impecable.*

Me contabas que te entristecía no atender pacientes, no estar en primera línea de atención

Sí. Pero participar en Covida y en los grupos de trabajo en el inicio de la emergencia ha sido muy enriquecedor. Con este granito de arena siento que le aporto a la población de Bogotá y Cundinamarca. Como médico estoy aportando desde otra perspectiva. Aunque estoy a distancia, estoy brindando algo a otros seres humanos, bajo la convicción de que la conservación de la salud es un bien irrenunciable.

*Maribel Rincón, Alejandra Piñeros y Marco Torres hacen parte del equipo Covida.

Entrevista realizada el 9 de junio de 2020.


También le puede interesar: TransMilenio se une al proyecto Covida de la Universidad de los Andes.
 

Noticias relacionadas

Estudiantes entrando al campus de la Universidad
22/09/2020

Lineamientos y protocolos para el retorno a las actividades académicas en las instalaciones de la Universidad.

Ver más
Maribel Rincón, coordinadora logística del proyecto Covida
21/09/2020

Maribel Rincón ha afrontado en Covida el mayor desafío de su vida profesional, como coordinadora logística del proyecto.

Ver más
Planos de ciudades reto La Tríada
18/09/2020

Un servicio de recolección de envases, una App pediátrica y un sistema vecinal para reconvertir residuos de plástico en muebles, entre las propuestas.

Ver más

Otras noticias

Compartir

  • Logo Facebook
  • Logo Twitter
  • Logo Linkedin