Home - Universidad de los Andes - Colombia - Sitio oficial

Ver todas las noticias

Eventos Destacados

Ver mas eventos destacados

Transmisión: Éticas profesionales, igualdad y desarrollo

El debate se centrará en los puntos de encuentro entre las éticas profesionales, la igualdad y el desarrollo.
El debate se centrará en los puntos de encuentro entre las éticas profesionales, la igualdad y el desarrollo.
El debate se centrará en los puntos de encuentro entre las éticas profesionales, la igualdad y el desarrollo.
El debate se centrará en los puntos de encuentro entre las éticas profesionales, la igualdad y el desarrollo.
El debate se centrará en los puntos de encuentro entre las éticas profesionales, la igualdad y el desarrollo.
El debate se centrará en los puntos de encuentro entre las éticas profesionales, la igualdad y el desarrollo.
El debate se centrará en los puntos de encuentro entre las éticas profesionales, la igualdad y el desarrollo.
04/10/2017
  • facebook
  • twitter
  • linkedin
Del 4 al 6 de octubre de 2017, la Universidad de los Andes será la sede de la celebración conjunta del V Congreso de enseñanza de la ética y el II Congreso latinoamericano de éticas aplicadas: “Éticas profesionales, igualdad y desarrollo”.

La Red Latinoamericana de Éticas Aplicadas y la Red para la formación Ética y Ciudadana darán a conocer en este congreso conjunto los diversos trabajos de investigación en éticas aplicadas en Latinoamérica y el mundo.

En esta ocasión, el centro de discusión del congreso serán los puntos de encuentro entre las éticas profesionales, la igualdad y el desarrollo.

Compartir

  • Logo Facebook
  • Logo Twitter
  • Logo Linkedin

20 años de la Facultad de Artes y Humanidades

Imagen de una obra de teatro presentada en la Universidad de los Andes.
Durante los 20 años de la Facultad, distintas muestras artísticas y culturales se han diseñado y presentado. 
Imagen de una obra de teatro presentada en la Universidad de los Andes.
Imagen de una obra de teatro presentada en la Universidad de los Andes.
19/02/2018
  • facebook
  • twitter
  • linkedin
En 1997 se creó la Facultad de Artes y Humanidades de la Universidad de los Andes.

Aunque muchas de las áreas de conocimiento que hoy componen la Facultad ya se dictaban a estudiantes de otros programas académicos, solo hasta que el entonces rector, Rudolf Hommes, tomó la determinación de crear una nueva Facultad, se agruparon departamentos como arte, música, entre otros.

Hoy en día, la Facultad de Artes y Humanidades agrupa distintas disciplinas artísticas y humanísticas y tiene como objetivo formar artistas, historiadores del arte, literatos, músicos y periodistas conscientes, sensibles, imaginativos y creativos y está conformada por los departamentos de Arte, Historia del Arte, Humanidades y Literatura, Música y el Centro de Estudios en Periodismo (Ceper).

La Facultad también ofrece y coordina actividades extracurriculares abiertas a todos los estudiantes de la Universidad como ámbitos de desarrollo de su expresión artística: el Teatro Estudio de Los Andes, en el cual se han iniciado grupos profesionales, directores y actores de reconocida trayectoria; el Coro de la Universidad de los Andes, agrupación con más de cincuenta años de existencia, que ha participado en numerosos eventos corales nacionales e internacionales y cuyo repertorio incluye música a capela y sinfónico-coral de distintos géneros y estilos, desde el siglo XVI hasta el presente; el Coro de Cámara, agrupación coral de formato reducido que, además, sirve como laboratorio de los estudiantes de Dirección Coral; finalmente, el Ensamble de Exploración Vocal de Los Andes (EEVA), que promueve la improvisación y creación colectiva de música vocal contemporánea.

Adicionalmente, el Departamento de Música ofrece el Programa infantil y juvenil de formación musical, dirigido a niños desde los 6 años y jóvenes hasta los 16, cuyo objetivo principal es proporcionar al estudiante una formación sólida que le permita iniciarse en la interpretación y adquirir los fundamentos del lenguaje musical.
 

Compartir

  • Logo Facebook
  • Logo Twitter
  • Logo Linkedin

Las locuras de Marcela y Fabio en Los Andes

Imagen del auditorio Mario Laserna con el montaje de la obra de teatro Yo no estoy loca
"Yo no estoy loca", obra de Fabio Rubiano y Marcela Valencia, en el auditorio Mario Laserna de la Universidad de los Andes.
Imagen del auditorio Mario Laserna con el montaje de la obra de teatro Yo no estoy loca
Imagen del auditorio Mario Laserna con el montaje de la obra de teatro Yo no estoy loca
16/02/2018
  • facebook
  • twitter
  • linkedin
“Yo no estoy loca” es un monólogo interpretado por Marcela Valencia, escrito y dirigido por Fabio Rubiano, en el que se recurre a la figura del loco para recrear historias reales.

La obra fue presentada en el Auditorio Mario Laserna de la Universidad de los Andes e hizo parte de la programación cultural de la Universidad a través del Centro Cultural de la Decanatura de Estudiantes. 

Para conocer los eventos culturales y actividades académicas programadas por la Universidad de los Andes consulte la Agenda Uniandina.

Compartir

  • Logo Facebook
  • Logo Twitter
  • Logo Linkedin

Pobres y ricos: preferencias por inflación y desempleo

Tablero que marca los índices de inflación.
Pobres y ricos: preferencias por inflación y desempleo. Análisis de Marc Hofstetter, profesor de la Facultad de Economía. 
16/02/2018
  • facebook
  • twitter
  • linkedin

Por: Marc Hofstetter
Profesor de la Facultad de Economía
Universidad de los Andes
Ph. D. en Economía, Johns Hopkins University


Tomado de: http://focoeconomico.org/2018/01/30/pobres-y-ricos-preferencias-por-inflacion-y-desempleo/

Cuando los economistas hablamos de los costos de la inflación solemos incluir en la lista de males el hecho de que la inflación podría golpear con mayor fuerza a los pobres. Por ejemplo Mankiw afirma que la inflación “no es un impuesto sobre todos los activos, sino solo sobre los activos que no generan intereses, como el efectivo. Los ricos pueden mantener la mayor parte de su riqueza en formas que pueden evitar el impuesto inflacionario". De esa narrativa se han apropiado muchos banqueros centrales para defender posturas antiinflacionarias (fuertes). La presidenta de la Reserva Federal de Kansas City, Esther George, dijo hace poco que “no soy tan entusiasta como algunos cuando veo que la inflación aumenta”, porque “la inflación es un impuesto y los que menos pueden pagarlo generalmente son los que más sufren". En una línea similar, Benoît Cœuré, miembro del Comité Ejecutivo del Banco Central Europeo, argumentó en un discurso en 2012 que "la inflación también es particularmente perjudicial para los más pobres", y agregó que "los hogares más pobres tienden a tener una mayor fracción de su riqueza financiera en efectivo, lo que implica que tanto los aumentos esperados como los inesperados en la inflación los hacen aún más pobres". Tales posturas también son comunes entre los bancos centrales en los países en desarrollo. Por ejemplo, el Banco Central de Colombia explica en su página web que mantener la inflación baja y estable es importante porque “una inflación creciente significa una redistribución del ingreso en contra de la población más pobre.”

Podríamos concluir que combatir con vehemencia la inflación sería una forma de implementar una política pública alineada con las preferencias e intereses de los más pobres. Sin embargo, como el combate de la inflación deja daños colaterales en frentes como el crecimiento y el desempleo, esa conclusión puede ser incorrecta. De hecho, recientes investigaciones muestran que los daños colaterales del combate pueden recaer con particular fuerza sobre los pobres.

Por lo tanto, tenemos por un lado una narrativa establecida que justifica las posturas antiinflacionarias como necesarias para proteger a los pobres de las consecuencias de la inflación y, por otro, la evidencia que muestra que los efectos secundarios de estas políticas pueden tener un impacto particularmente adverso en ellos. Esto sugiere que las preferencias frente a la inflación y al desempleo (un indicador de los efectos secundarios de los shocks monetarios) podrían no estar distribuidas de manera uniforme entre grupos de ingresos.

En una investigación que acabamos de terminar con José Nicolás Rosas, estudiamos las preferencias sociales por inflación y desempleo en Europa y América Latina. Lo hacemos para toda la población así como separándola entre ricos y pobres. Allí corroboramos que en Europa puntos adicionales de inflación y desempleo disminuyen el bienestar (como en Di Tella et al. (2001) y Wolfers (2003), entre otros). Establecemos que este hallazgo también está presente en América Latina.

Más importante aún, encontramos que la aversión al desempleo es más alta que la de la inflación. Si bien esto es cierto en ambas regiones, el tamaño ese coeficiente es mucho mayor en América Latina: allí un punto extra de desempleo tiene el mismo efecto sobre el bienestar que más de 4 puntos de inflación adicionales.

¿Por qué esta tensión es mucho mayor en América Latina que en Europa? Sugerimos dos explicaciones en el documento. Por un lado, Europa cuenta con generosos programas de seguro de desempleo que mitigan las consecuencias del desempleo en el bienestar. El seguro de desempleo es casi inexistente en América Latina. Por otro lado, los episodios recurrentes de inflación en el pasado llevaron a los latinoamericanos a construir instituciones—formales e informales—que mitigan muchos de los costos de las crisis inflacionarias.

Estas instituciones están vigentes incluso en países que lograron tasas de inflación baja y estable hace tiempo. Por lo tanto, los latinoamericanos están mejor preparados para las crisis inflacionarias, mientras que europeos tienen mejores instituciones para enfrentar las consecuencias del desempleo.

En cuanto a cómo estas preferencias cambian a lo largo de la distribución del ingreso, encontramos—tanto para Europa como para América Latina—que el desagrado de los pobres respecto al desempleo en relación con la inflación es mucho más alto que el de los ricos. Este hallazgo riñe con la opinión comúnmente sostenida por los bancos centrales según la cual las posturas monetarias fuertemente antiinflacionarias se alinean especialmente bien con las preferencias de los pobres.

Este resultado tiene implicaciones de primer orden sobre el balance que debería tener en cuenta un banco central enfrentado a disyuntivas entre inflación y desempleo y cómo ese balance se mueve a lo largo de la distribución del ingreso.

Referencias:

  • Banco de la República de Colombia. ¿Por Qué Es Importante Tener una Inflación Baja y Estable? Retrieved September 8, 2017, from http://www.banrep.gov.co/es/porque-es-importante-mantener-inflacion-baja-estable.
  • Cœuré, B. (2012, October 17). What Can Monetary Policy Do About Inequality? Speech presented at the International Day for the Eradication of Poverty, European Parliament, Brussels, Belgium.
  • Coibion, O., Gorodnichenko, Y., Kueng, L., and Silvia, J. (2017). “Innocent Bystanders? Monetary Policy and Inequality.” Journal of Monetary Economics, 88, 70-89.
  • Di Tella, R., MacCulloch, R. J., and Oswald, A. J. (2001). “Preferences over Inflation and Unemployment: Evidence from Surveys of Happiness.” The American Economic Review, 91(1), 335–341.
  • George, E. (2017, April 18). On the Path of Monetary Policy Normalization. Speech presented at the 26th Annual Hyman P. Minsky Conference, Levy Economics Institute of Bard College, Annandale-on-Hudson, NY.
  • Hofstetter, Marc y José Nicolás Rosas. 2018. The Poor and the Rich: Preferences Over Inflation and Unemployment. Documentos Cede, 2018-5. Universidad de los Andes, Colombia.
  • Mankiw, G. (2006, May 23). The Inflation Tax [Blog post]. Retrieved from http://gregmankiw.blogspot.com/2006/05/inflation-tax.html.
  • Wolfers, J. (2003). “Is Business Cycle Volatility Costly? Evidence from Surveys of Subjective Well-Being.” International Finance, 6(1), 1–26.

 

Compartir

  • Logo Facebook
  • Logo Twitter
  • Logo Linkedin

Vista Ranking Home

Vista Publicaciones Home